Value Investing: claves de la inversión en valor

En agosto del año pasado, el gestor de Schroeders, Nik Kirrage publicó en www.Trusnet.com sus 16 reglas que “todo inversor en valor debería seguir”. Les dejo el link.

https://www.trustnet.com/News/685859/the-16-rules-every-value-investor-should-follow-according-to-schroders-kirrage

Yo, que ya soy veterano en estas lides y estoy cansadito de oir a gurús de todo tipo y pelaje dictando sus decálogos, lo primero que quiero saber es quien es el gurú de turno. Si habla Warren (inversión) o Soros (especulación) me pongo en pie y en posición de firmes. Hasta que  he leído el artículo citado no tenía ni idea de la existencia del Sr.Kirrage, así que vamos a ver quién es.

(imagen obtenida de “artofvalueinvesting.com”)

cover_phil_fisher_value_stocks

El amigo Nik, es gestor de Schroeders desde 2001, es ingeniero aeronáutico de formación y es cogestor de dos fondos de Schroeders; el Recovery y el Income. Hasta aquí un gestor más con formación técnica. Analizada la trayectoria del Recovery a ver que tal va y si este Kirrage es otro iluminaó o qué; viendo el fondo no puedo más que hacerle la ola (a él y al resto de cogestores). El Recovery gestiona 920 millones de pounds y en 5 años lleva la friolera de un 123% acumulado, frente a su benchmark del 61.8%. En el último año lleva un 30.2% vs un 16.8% del benchmark. Eso es alfa y no las majaderías que alguno cuenta por aquí.

Yo diría que Mr Kirrage ha pasado la prueba del algodón para ganarse nuestra atención.

No voy a extenderme con las 16 reglas (tienen el link y es un inglés accesible). Voy a destacar las cinco que a mi me parecen más relevantes e incluir mis observaciones al respecto.

1 No mantenga valores en cartera que hoy no compraría si no los tuviera

No hay ejercicio más duro para el ego propio que reconocer que nos hemos equivocado. Envidio (si, envidio) a los buenos inversores (y especuladores) que aseguran que en cuanto ven que su decisión es errónea salen de esa inversión ipso facto. Asumen las pérdidas que toque y se comen un bocata de chistorra sin remordimiento. A mí me sigue costando bastante asumir mis errores de buenas a primeras  (comerme el bocata no, hasta tengo facilidad diría). La frase clave de que vas por mal camino es cuando te dices a ti mismo “el mercado se equivoca”…  ¡El mercado no se equivoca nunca chaval!

2 No compre sueños

La inversión en valor no consiste en descubrir el gran invento que va a cambiar el mundo. Eso es otro enfoque de la inversión (crecimiento-growth). El value consiste en comprar negocios muy consolidados, que funcionan bien, que creemos que van a seguir funcionando en  la próxima década (y más), que tienen un balance a prueba de bombas  y que por una anomalía del mercado, su precio supone una oportunidad de compra. Empresas aburridas con sex appeal cero. Eso es el value.

3 No compre acciones de las que no compraría más, aunque estuviesen cayendo un 20% sin motivo

Fe y estómago. La inversión en valor tiene mucho de análisis si, pero también de convicción. Si está plenamente convencido de su análisis y de que la acción ABC a 10 le gusta, si cae un 20% y se pone a 8 le debería gustar más y por lo tanto comprar más. Para Nik este es el test para saber si de verdad uno es un inversor en valor.

4 Piense en el largo plazo y olvídese del índice

No requiere más explicación. Si usted elige invertir en Técnicas por un decir (TRE), su foco debe ser el balance y la cuenta de resultados de Técnicas, expectativas a corto plazo y determinar si el precio es atractivo. No debe enfocarse en si el Ibex supera los 10.000 o el Dow mantiene los 20.000. Su “índice” es lo que valga Técnicas y nada más. En general (y es un “en general” de olfato, lo digo sin cifras) las carteras puramente value tienen una correlación moderada o baja respecto de los índices.

5 Mantenga la sencillez

Cualquier estrategia que no le puedas explicar a un niño de 12 años es muy compleja. Yo no comparto este extremismo, pero si creo que cualquier estrategia, que al menos en sus líneas maestras no pueda entender una persona normal es una mala estrategia. Entiéndase por persona normal todo aquel que da más importancia a las ruedas de prensa de Zidane o Luis Enrique, que a lo que dicen Draghi o la Yellen.

Les invito a revisar el artículo entero. No es nada técnico y seguramente algún otro consejo de los 16, le parecerá más interesante que los que yo he seleccionado.

Buena inversión.

Nota: quiero pedir disculpas a los usuarios de Twitter que me han puesto mensajes y no han recibido respuesta (hay un montón de mensajes, de varios años acumulados). Honestamente solo utilizo Twitter como enlace del blog y ni siquiera soy un usuario avezado. Intento responder todos los comentarios que ponen en el blog e incluso emails, pero no Twitter. Sorry.

Fondos de inversión singulares: March Vini Catena

La gestión de carteras nos lleva a la diversificación y una buena forma de diversificar es incorporar inversiones alternativas (ver nota al pie del post). En general, por inversiones alternativas se entienden las materias primas (commodities), el inmobiliario (real estate) y la inversión en compañías no cotizadas (private equity).

Estoy convencido que su asesor financiero le ha recomendado en alguna ocasión que incorpore oro, petróleo o metales básicos a su cartera. Lo del private equity queda en exclusiva para  la banca privada y ya le anticipo que lo que se suele ofrecer empaquetado suele ser una castaña (si quiere private equity  bueno o direct lending que es lo que ahora está on fire, vaya a la fuente primaria, no a su banca privada).

Lo que casi con seguridad no le habrán ofrecido es invertir en vino. Yo si lo hago. Me gusta el vino y me gusta el fondo que gestionan los de la March.

tour-3-vinedos-1-dia-viajbonito-mx

Lo primero, se trata de un fondo de derecho luxemburgués (LU0566417696) con tres clases de acciones. La clase A es para mindundis (yo el primero), tiene una clase “P” (private) para patrimonio elevados que pide un mínimo de 500.000 euros y una clase “I” de institucional que pide 100.000 euros. La primera clava un rejón del 2.00% anual  y las otras dos del 1.25% (aviso a los de la March que con Mifid II en puertas revisen la clase “I”, no vayan a meterse en algún jardín si un  cliente con 100.000 euros quiere comprarla y no hay más impedimentos legales que una “I”). Los gastos corrientes de la clase A se van al 2.27% anual.

Lo segundo, lo bueno, lo que hace: invertir en compañías relacionadas con el vino: bodegas, distribuidores, agricultores, industria auxiliar. En su cartera (toda la infor del fondo es Morningstar) encontramos liderando a Barón de Ley con algo más del 4%, le siguen Diageo, Pernod Ricard, LVMH, Hawesko, Cointreau y así hasta 49 valores en total, de los que las 10 mayores posiciones tienen el 34% de la cartera. En lo que no invierte es en vino físico que es una temática compleja y donde el dinero más exclusivo si que invierte.  Me agrada el vino como idea value. Como dijo Warren de los chicles Wrigley y de Coca Cola, internet no va a modificar el que nos guste y consumamos vino (otra cosa es la comercialización). Hace 1.000 años se producía vino y apostaría a que dentro de otros 1.000 seguirá bebiéndose vino.

Mi crítica sobre la actividad es más bien de nomenclatura: considerar a Diageo, a Pernod Ricard o a Cointreau como productores de vino es sospechoso (están más centrados, en espirituosos de alta graduación que en vino). Supongo que los de marketing vieron que March Alcoholic Catena 🙂 no era un nombre atractivo y lo del vino si. El vino como temática, es una historia bonita para explicar (y quien haya visitado alguna buena bodega familiar sabe de lo que hablo). El vino es cultura.

Números; fondo chiquitín con un patrimonio de 138 MM que se lanzó en mayo 2009 y del que se llegó a publicar hace ya un tiempo (El Confidencial) que estaban estudiando un soft close  si alcanzaba los 180-200 MM (cierre a nuevos suscriptores). El 43% de sus compañías están domiciliadas en la zona euro, el 18% en EEUU, algo más del 10% Europa no euro, 9% UK y casi un 7% en Japón. La cartera tiene un P/E (Per)  de 18.12x veces, un P/B (precio/valor contable) de 2x veces y un P/CF (precio cash flow) de 10.83x veces. Como fondo de valor –que es lo que caracteriza a sus gestores- no parece barato pero tampoco está en la estratosfera.

Lo mollar; en un año lleva un estupendo 15%, en tres años (anualizado) un 6.54% y en 5 años (anualizado) un 8.13%. La rentabilidad media en 3 años es del 7.10%. Les he dicho antes que el fondo me gustaba y no es por el 7.10% que siendo bueno no mata. Es por la volatilidad con la que lo obtienen: un 9.91% (media 3 años).

¿Es un buen fondo? Es un fondo singular. El benchmark no me sirve, es muy genérico. He buscado otros fondos de vino pero no he sabido encontrarlos, lo cual refuerza mi idea de que los de la March hicieron un buen trabajo decantándose por este “activo” (por experiencia profesional propia les aseguro que es muy confortable vender una temática de inversión bonita y jugosa como es el mundo del vino). Lo que he hecho es tomar al azar dos fondos de renta variable comparables. He buscado que sean de “renta variable global” y que el binomio “estilo de inversión –capitalización” sea el mismo en que lo califica Morningstar, que es “estilo: crecimiento y tamaño: medio” (manda narices que dos gestores que se definen como value luchen en categorias growth) .

Como tamaño medio “mid” y  global y denominado en euros y con estos gastos corrientes no he encontrado comparativos, he escogido como proxy “capitalización flexible” (todo tipo) y “small” (pequeñas compañias). En el flexible, un comparativo podría ser el Pictet Security que con gastos corrientes del 2.03% ha dado a 5 años una rentabilidad anualizada del 14.14% y en small podría ser el Invesco Global Smaller Companies Equity Fund E, que con unos gastos corrientes del 2.69% ha dado una rentabilidad anualizada a 5 años del 16.59%. En términos de rentabilidad van dos copas (o tres) por delante del Catena.

¿En qué mejora el Catena Vini a estos dos (buenos) ejemplos? En el riesgo. El Catena tiene una volatilidad del 9.91%, el Pictet del 13.36% y el Invesco del 14.41%. Mucha diferencia para la misma clase de activo. En términos de performance  es cierto que por Sharpe (exceso de rendimiento por unidad de riesgo) el Catena es el último, pero en términos de baile, el Catena es el que baila más lento  y eso, para buena parte de los inversores, es un plus que yo valoro. Fondo de renta variable defensivo, con una temática atractiva y con un buen control de riesgo. 

Buena inversión.

Nota: la diversificación per se no reduce el riesgo. La clave es la descorrelación. Asunto farragoso tratado largo y tendido en mis libros.

Disclaimer: el autor no ha recibido compensación de ningún tipo por parte del gestor del fondo, ni por organismo ni persona alguna, relacionada con el fondo. Este post NO es una recomendación de inversión. Invierta según su situación personal, experiencia, conocimientos financieros, aversión al riesgo y horizonte temporal.

Pánico comprador

Hemos empezado el año pendientes de los 20.000 del Dow Jones, del impacto del Brexit, del discurso de Trump, de las enajenaciones de Piqué con los árbitros y también, de forma extraña, se ha desencadenado una desaforada entrega de premios a Cristiano Ronaldo cuando el gran “culpable” de los éxitos del Madrid es Sergio Ramos. Es el marketing quillo; el portugués lo tiene y tu no.

En nuestro mundo, el de las inversiones, me decía un experto  de los que respeto que hay “pánico comprador”. Hay miedo a quedarse fuera del superciclo alcista. Y parece que es así. Todo el mundo apuesta por activos de riesgo. Es lo que dicta el sentido común:

  • Políticas monetarias expansivas Duracell (y duran y duran…)
  • Crecimiento mundial
  • Pleno empleo en Estados Unidos, Alemania y Japón
  • Crisis de los Pigs bajo control (o eso dicen)
  • PMIs arriba (índice de gestores de compras, refleja salud de la industria y es un indicador líder)
  • Aumento serio del crédito bancario (por encima de la barrera clave del 5%)
  • Beneficios empresariales al alza: en el S&P 500 se espera un BPA (beneficio por acción) superior al 3.5% para el 4T 2016 (en el 3T fue del 4.5%)
  • Subidas de precio del inmobiliario en Europa y Asia (en EEUU lleva mucho tiempo subiendo)
  • Normalización del precio del petróleo
  • Sentimiento alcista bursátil fuerte (43.6% bullish cuando la media histórica es el 38.5%)

Y ¿qué recomiendan las casas de inversión? Renta variable. Sin dudar. Poca renta fija salvo high yield americano (bonos especulativos que ofrecen altos cupones). Para los más sofisticados largos en dólar y cortos en yen, yuan y libra. Y también materias primas básicas que acompañen al ciclo (acero, cobre, estaño, níquel).

Y de los riesgos ¿qué? Me dirán con razón;

  • Inestabilidad política en Europa (elecciones en Alemania, en Francia, en Italia)
  • Gobierno de ocurrencias de Trump
  • Referéndum en Cataluña (que al Deutsche le preocupa más que el Brexit parece ser)
  • Terrorismo
  • Inflación…

Quédense con este último.

Jugando a ser adivino (aunque odio las predicciones) vamos a pensar en un escenario central en el que en Alemania y en Francia siguen mandando partidos de bien, de gente sensata que diría Mariano. Italia no juega. Trump puede ser un cisne blanco en lo económico (políticas fiscales expansivas, crecimiento, reindustrialización), el precio del petróleo sigue subiendo, hay pleno empleo, hay más consumo, hay más inversión, todo esto tiene por fuerza que generar inflación. Además, factor muy (pongan varios muy) importante: hay más crédito por lo que es más que factible que aumente la velocidad del dinero (ver mi  post de 12 de noviembre de 2015 “¿Subirá tipos la Fed en diciembre?”  https://angelfaustino.com/2015/11/12/subira-tipos-la-fed-en-diciembre-yes-it-will-do-it/) y qué pasaría si la inflación empieza a subir de verdad. Pues que nos tendían que cortar la moneydroga con la que llevamos bastantes años dopados y mire usted, es que el mono es muy difícil de superar. En roman paladino; seguramente no será en 2017 pero más pronto que tarde volveremos a una economía normalizada en la que haya inflación y por lo tanto los bancos centrales no pueden estar fabricando dinero todos los días y cuando eso pase ya hablaremos (en el mundo de Buffet cuando los bancos centrales no le den a la imprenta bajará la marea y veremos entonces quien estaba desnudo).

Para mí uno de los temas estrella de 2017-2018 será la lucha entre la Fed y Trump en relación a las subidas de tipos: cuántas y en qué magnitud. Al tiempo.

En el corto rabioso no me parece que debamos temer una inflación alta y 2017 apunta muy bullish (alcista) salvo en un aspecto que me preocupa bastante: las valoraciones.

El ratio Cape de Shiller (anualización de 10 años con beneficios ajustados), está en un ya muy peligroso multiplicador de 28.2x veces. Un 69% superior a su media histórica. El PER (ordinario) de nuestro Ibex está en más de 21x veces cuando su promedio está en las 15x veces. Lo mismo Eurostoxx 50 con otro PER superior a 21x veces y del S&P 500 ya se está pagando más de 25x veces beneficios.

En clave inversor y con visión general de mercado quien entre ahora entra caro. La estadística nos muestra, se analice el estudio que se analice, que comprar caro suele ser una mala inversión. Cuidado con decidir rotar hoy de la renta fija a la bolsa sin más y en proporciones inadecuadas. Las valoraciones del mercado en global no acompañan.

En plan especulador nada que decir, si hay tendencia hay campo para el trend trading y tanto da que la tendencia sea alcista como bajista ¿hay tendencia? Si. Pues a especular.

Mi sugerencia para la mayoría de ustedes (inversores a medio y largo) es que, aún siendo un defensor de los ETF y de la gestión pasiva, toca pasar al stock picking (selección de valores concretos, no índices ni  sectores) y de la inversión en valor (más que nunca).

Decia para los especuladores que si hay tendencia, pues a especular ¿hay tendencia?

sp-enero

Pero ojo, en el Russell 2000 (small y mid cap) vemos que hay pérdida de momento y que le toca corregir. Ya lo dije antes de Navidad:bendita corrección para abrir largos y aprovechar el Trumpolín que pueda venir.

russell-enero

Sigan al Russell, suele ser anticipatorio del movimiento de las bolsas americanas.

Buena Inversión.