Economía de Champions League

Haciendo un símil futbolístico. se podría decir que la economía española ha entrado en esta legislatura en la Champions League de la economía mundial, mal que les pese a algunos”  José Luis Rodríguez Zapatero / septiembre 2007

Miren que estábamos avisados. Miren que los bárbaros del norte ya nos decían a las cigarras del sur que hiciésemos los deberes. Un subtitular de prensa cualquiera de 2018:  “Los elevados niveles de deuda y déficit dejan con poco margen para reaccionar si llega una nueva crisis” (Fuente: La Vanguardia)

Ya no es hora de lamentarse. La crisis no se ha dignado a llamar a la puerta y avisarnos antes. Ha entrado directa a la cocina y se está preparando la cena. En nuestra cara y sin saber qué decirle.

Hoy el desayuno ha sido muy amargo. Ha estado aliñado con una caída histórica del PIB trimestral del 5.25%. La mayor caída de siempre registrada en España (Instituto Nacional de Estadística, serie que data de 1.970).

¿Y ahora qué?

Lo primero es que tenemos muchísimos frentes abiertos. Crisis de crédito, crisis de demanda y crisis de oferta a la vez (por crédito me refiero a bonos emitidos por empresas, no al crédito de  los bancos).  Otras autores han definido esta crisis como sanitaria, económica y financiera. Se mire por donde se mire: crisis de todo y en todos los ámbitos. Crisis de oferta, porque muchas empresas no pueden producir bienes y servicios, crisis de demanda, porque el mercado de consumo ha caído de forma drástica y crisis de crédito, porque se prevé que multitud de emisores de bonos –esas empresas que no pueden producir sus bienes y servicios- no paguen sus deudas. La otra visión, crisis sanitaria, la vivimos todos los días, crisis sanitaria que nos lleva a una crisis económica porque ni se produce ni se consume y a una crisis financiera, porque los impagos se pueden llevar por delante a los bancos.

¿Respuesta de las instituciones?  La de siempre, la que llevamos viendo desde 2008: políticas monetarias expansivas, inyectar más billetes en el mercado. Resultado: rápida reacción de las bolsas y de los bonos de calidad pero poca chicha en la economía que nos da de comer, en la calle.

¿Cuándo llegarán las políticas fiscales? En Alemania, Holanda, Finlandia, Austria y algún otro, cuando ellos quieran. Han hecho los deberes y tienen hucha. En España, simplemente no tenemos capacidad. Ya les gustaría a Pedro y Pablo, o al otro Pablo y Santi si mandasen ellos. Solo tenemos telarañas en nuestra caja. A lo mejor tenemos que dejar de mirar con aires de superioridad a nuestros vecinos portugueses. Los lusitanos han cerrado 2019 con un superávit público del 0.2% mientras nosotros presentamos un déficit del 2.8%. Eso si merece un “Siuuuu¡¡”.

Les voy a contar un secreto: no se crea más eso de que tener déficits “es de izquierdas”, aunque se lo explique uno de Galapagar. Los déficits puntuales son necesarios en momentos de crisis, como ahora. Pero  tener déficits crónicos es de malos administradores, sean rojos o azules (o verdes, no se me enfaden).  Cualquier progreso social se consigue con finanzas saneadas no con montañas de deuda, para  luego pedir que la factura te la paguen los holandeses, que dicen por ahí, que superan incluso a catalanes y gallegos en eso del amor por el peculio propio. Por cierto, el gobierno portugués es socialista.

¿Y con los mercados qué hacemos?

Lo primero que les sugiero  es que abandonen el ruido diario. El mercado tuvo una caída sin precedentes, más violenta incluso que en la crisis subprime y ahora tiene un rebote al albur del despelote monetario de los bancos centrales. Si hay dinero el mercado sube. Ya decía Kostolany que factor dinero manda. Si es un buen trader que se mueve bien en el corto plazo está en su salsa: va a tener volatilidad a raudales, pero si como la mayoría de mortales es un simple inversor de a pie, piense que, después de la economía financiera, que parece salvada por la descomunal inyección de dinero que está entrando, luego viene la economía real. Lo aburrido: que si PIB, que si producción industrial, que si consumo privado, que si balanza comercial, que si empleo;  y a mi juicio si hasta ahora el dopaje monetario ha aupado a los mercados a máximos históricos, ya no va a ser suficiente. Al menos hasta que haya un remedio al asunto y además ese remedio pueda aplicarse de forma masiva a la población. La economía real no es que vaya a ir muy mal, va a ir a lo siguiente. Así que prudencia. El mercado bajista de la crisis del 2008 duró 17 meses  y el de la crisis del 2000 duró 30 meses (referido al S&P).

En cualquier caso yo me inclino por el Nasdaq, es el mercado más fuerte y va a seguir siéndolo. Miren al Nasdaq y sus principales componentes.

nasdaq

Este es nuestro Ibex, tan denostado por algunos políticos. Honestamente nunca he entendido con certeza a qué se refieren cuando dicen de alguien que “está al servicio del Ibex”,  humanizando a un índice bursátil que tiene más pena que gloria. Compárenlo con el Nasdaq, mismo periodo, misma escala, mismo gráfico semanal.

ibex

No hay que tener mucho olfato inversor  para ver por dónde hay que tirar

De todas formas, de momento estamos en modo rebote y falta un trecho para pensar que lo peor ya ha pasado (siempre referido a economía financiera, no real).

La línea AD del Nasdaq* sigue por debajo de su media móvil de 200 días y además la media tiene pendiente bajista (línea AD: valores que suben menos los que bajan).

*Ojo es Nasdaq Composite, que no refleja toda la fuerza del Nasdaq 100 que es en el que tienen que centrarse.

AD Nasdaq

Otra forma más gráfica de verlo es con el “Momento Weinstein” que es un oscilador sobre la media 200. Por encima de cero alcista y por debajo bajista. Tambien del Composite.

Wenstein Nasdaq

Para renta fija yo iría a lo seguro, y más con la orgía monetaria que viene. Futuro del Bund.

bund

Y si hoy he empezaba el post con un tipo triste, lo quiero acabar con un tipo alegre. Un amigo en la distancia con el que he visto mucho fútbol y me ha hecho disfrutar y sonreír siempre.

El cáncer puede que me mate, pero lo que no va a hacer es matarme todos los días”. Michael Robinson

No dejemos que esta crisis nos mate todos los días

 Buena inversión

Disclaimer: este post NO es una recomendación de inversión. Invierta según su situación personal, experiencia, conocimientos financieros, aversión al riesgo y horizonte temporal. 

 RGPD: A través de este sitio web no se recaban datos de carácter personal de los usuarios,  ni se ceden a terceros.  Este blog no tiene carácter mercantil y no percibe ingresos de ninguna naturaleza, ni por cesión de datos, ni publicitarios, ni de ningún otro tipo

Estrategias de inversión en tiempos de coronavirus

Las decisiones se toman en el momento de tomarse” Mariano Rajoy

Que tiempos aquellos en que se hizo público el coronavirus y después de una ínfima corrección a finales de enero el mercado emergió con fuertes subidas hasta alcanzar nuevos máximos. No hay miedo nos decían. Hace cuatro días, como aquel que dice, seguíamos rompiendo máximos como  reflejaba Nancy Gondo en su artículo del Investor’s Bussines Daily el seis de marzo: “Stock Market Hits New Highs, Extends Win Streak On China Tariff News”

https://www.investors.com/market-trend/stock-market-today/dow-jones-up-1100-points-this-week-hits-new-high-on-china-news/

Nos creímos que el ciclo alcista del mercado era infinito y el coronavirus afectaba cero, o nos lo hicieron creer, porque mi teoría es que el smart money nos coló una distribución como una casa de payés:

En este gráfico comparo la evolución de la línea AD del Nyse (número de valores que suben menos valores que bajan) en color rosa con el S&P 500 en color negro. Observarán que el crecimiento de mediados de enero es sano en términos de mercado, sube el SP y la línea AD acompaña, pero fíjense que, después de anunciarse el coronavirus, hay una subida muy fuerte del SP pero al AD ya no acompaña, el fondo de mercado perdía fuerza  y lo reflejaba con una marcada divergencia bajista. La AD ya detectó que la manzana tenía gusano. Luego el derrumbe es espectacular. A mi juicio, ha sido una empapelada en toda regla.

AD vs SP500

La pregunta del momento es ¿qué hacer? Estamos ya en modo capitulación y hay que mantener e incluso entrar con nueva liquidez o esto es el principio de algo más gordo. 

Mantengo o me salgo, para los que están.

Entro o me espero para los que no están.

Si lleva tiempo leyendo este blog y me conoce ya sabe lo que le contestaré: eso no lo sabe nadie. Lo que oirá por parte de su gestor de inversiones / gestor de fondos, es que el market timing es imposible (básicamente porque ellos tienen poquita idea de cómo hacerlo) y que perderse los mejores días del mercado lleva a resultados mediocres o malos. Por otro lado también oirá tertulianos y seguidores del Dr. Niño Becerra que dirán que el Día del Juicio Final ya está muy cerca y que vaya haciendo testamento. No lo saben ni unos ni otros, créanme. Estamos en lo de siempre, en empeñarnos en buscar certezas en un mundo incierto.

El VIX nos indica momento pánico. En el gráfico comparo el S&P 500 (negro) con el VIX (rosa). En la caída fuerte de finales de 2018 el VIX llegó al nivel 36, marcando el punto pánico de ese movimiento y a partir de ahí corrigió y el mercado siguió subiendo. El VIX cayó casi tan rápido como subió. No es una ley pero si es una pista. Para volver a entrar tenemos que seguir el movimiento del VIX y tiene que normalizarse. El VIX ha superado el nivel 40.  Si el VIX cae con fuerza, sonará la música y  volveremos a correr alrededor de las sillas, pero por el contrario, si el VIX se instala en la duda nos podemos quedar sin sillas y sin música. Siga al VIX.

vix

En este tipo de situaciones; fuertes correcciones del mercado en muy poco tiempo, es clave entender si las razones son coyunturales o estructurales, que es algo sobre lo que tampoco podremos afirmar con certeza, pero en cualquier caso, conviene acotar el campo de juego. Mi razonamiento es el siguiente:

Mi hipótesis es que el coronavirus es coyuntural. No es el fin del mundo. Se encontrará un remedio y eso, sumado al esfuerzo de las autoridades en aislar a las personas y a las zonas afectadas limitará el impacto (otra cosa es en cuánto tiempo).

Pero, mi hipótesis de fondo es que la desaceleración ya estaba en marcha –antes del coronavirus- y lo que tenemos es un factor exógeno, con potencial para ser un cisne negro incluso; que va a acelerar el camino a la recesión y a los problemas. En otros posts pasados ya he mencionado la gran burbuja de la  renta fija y la cantidad de papel de emisores que están un solo grado por encima del bono basura que a la mínima que haya una revisión de ratings a la baja, puede desencadenar una situación compleja y difícil de gestionar en la renta fija, con implicaciones en el mundo financiero pero también en la economía real.

Por último y para acabar, mi selección de activos a prueba de virus:

Dos españolas por ser compañías con una proyección tremenda: Iberdrola, líder de energías verdes y Cellnex por su apuesta para ser un player relevante nivel europeo en el 5 G y una americana, Netflix, porque si ya las nuevas tendencias apuntaban a pasar más tiempo en casa, ahora con los virus campando a sus anchas aún más.

Renta fija core: no mire lejos, el Bund lo está haciendo de cine. En el año ya lleva un 3.86%. Es accesible via fondos de renta fija a largo, via ETF (con apalancado incluso) y via futuros para expertos.

Oro: el refugio de siempre, la divisa universal. Ya he comentado en otras ocasiones que es el canario de la mina cuando el mercado muestra sobrecompra y el oro sube. Ahora también puede avisarnos de que el pánico va a remitir: en los últimos días el oro está cayendo fuerte, lo cual es, para mi, otro indicio de que el momento pánico no puede mantenerse de forma permanente.  Otro factor más de indecisión sobre salir o quedarse.

El lunes dos de marzo, tenemos PMIs (chino, alemán, americano e inglés). Ojo al dato. Todavía no se han visto afectados por el coronavirus (o muy poco), pero atención a como salen, porque si salen mal, el panorama se nos puede complicar.

Buena inversión.

Disclaimer: este post NO es una recomendación de inversión. Invierta según su situación personal, experiencia, conocimientos financieros, aversión al riesgo y horizonte temporal. 

 RGPD: A través de este sitio web no se recaban datos de carácter personal de los usuarios,  ni se ceden a terceros.  Este blog no tiene carácter mercantil y no percibe ingresos de ninguna naturaleza, ni por cesión de datos, ni publicitarios, ni de ningún otro tipo

Hay partido

“Juega cada partido como si fuera el último” Cholo Simeone

Se acuerdan cuando tocaba “normalizar” la economía. Que tiempos aquellos. Casi ni nos acordamos. El nuevo mantra aceptado por buena parte del mundo occidental es la Teoría Monetaria Moderna (MMT) por la que un estado soberano puede endeudarse cuanto quiera ya que su solvencia es ilimitada y otra idea que está cuajando es la llamada “nueva normalidad” que consiste en que la deuda tenga tipos negativos.  

La situación hoy es que la deuda global (publica + privada) equivale al 226% del PIB mundial, cuando en la Gran Recesión del 2008 estaba en el 193%. Lo que ha cambiado es que en 2008 los que estaban cargaditos de marrones eran los bancos y hoy son los inversores institucionales, aseguradoras y fondos.

La búsqueda irresponsable de rentabilidad en un entorno de tipos negativos, ha llevado al mercado institucional a inversiones poco líquidas y con una asunción de riesgos extrema para obtener algo de rentabilidad. Y esto preocupa a los jerifaltes mundiales. A los especialistas del FMI, no les da miedo una recesión por el hecho de que la economía deje de crecer. Lo que les da miedo es que una recesión podría ocasionar impagos sobre billones de dólares de deuda privada y pública en todo el mundo, calculan que en torno a 19 billones podrían entrar situación de impago. Si es que hasta Grecia ha empezado a  tener tipos negativos….Grecia. Hagan memoria, recuerden como estaba Grecia hace 10 años, recuerden el corralito, recuerden las manifestaciones en la Plaza Sintagma de Atenas, recuerden que era un país en la bancarrota….pues hoy tipos negativos. Es la magia de Draghi.

Para mi, y puestos a vaticinar catástrofes, el punto más caliente es éste. Solo en Estados Unidos hay 2.9 billones de dólares (trillions) en deuda BBB, que es el último grado de inversión; si les bajan un notch (un grado) dejan de  ser opción inversora para multiples instituciones (aseguradoras y determinados fondos de pensiones). Para ponerlo en contexto, el nivel de bonos BBB hoy en los USA es más de cuatro veces el que había en 2008.

La verdad es que el FED ya inició una política seria de normalizar la situación, con subida de tipos al 2,25% y reduciendo balance en 40.000 millones de dólares al mes, ahora bien, poco ha durado la cosa, el FED, después de unas intervenciones de urgencia en el mercado de repos con la amenaza de una crisis de liquidez en ciernes -el repo a un día ha llegado casi al 10%- ha vuelto a políticas acomodaticias y el pasado 30 de octubre bajó los tipos un cuartillo, aunque luego con la boca pequeña, dijo que los tipos están hoy bien “reposicionados” y que para volverlos a bajar hará falta una “sustancial revaluación”, vamos que porque Trump aprieta, que si no, no los bajaba.

La situación de fondo no es mala, pero seguramente la cima del ciclo ya es pasado. Es como cuando cumples los 40. No estás mal, pero seguramente ya has vivido cerca de la mitad de tu vida, y lo mejor casi seguro que ya no está por llegar. Pues así está la economía.

En positivo, no olvidemos que estamos en año de elecciones USA (3 de noviembre 2020) y son periodos  que estadísticamente son alcistas (teoría del ciclo presidencial) y desde luego no me gustaría estar en la piel de Powell, cuando Donald Trump empiece a presionar de verdad para que siga la fiesta.

A pesar de los pesares, lo cierto es que este año, Tanto en bolsa como en bonos (via precio) los mercados están dando muchas alegrías, sin ir más lejos, el Eurostoxx 50 supera el 23%, con el Mib italiana liderando con más de un 28% y el rezagado ¿adivinen?, nuestro Ibex con un 10%.

Chart en marco semanal del Eurostoxx. Alcista de libro, luchando contra los máximos de 2017. Para los seguidores del chartismo parece que ha dibujado un hombro-cabeza-hombro invertido (1-2-3)

12

Y el S&P 500 tambien por encima del 23% (chart en marco semanal)

11

Hay vértigo, hay riesgos y hay incertidumbre ante cada nuevo dato que empeora la última observación, pero con tipos negativos y los bancos centrales animando el cotarro, ya ven; un año que parecía el año uno de la crisis y subiendo más de un 23%…. Y Trump queriendo repetir. Hay partido.

EFPA Congress 2018  “El exceso de liquidez es el opio del banquero”

El 25 y 26 de octubre se ha celebrado el congreso de EFPA España en Sevilla. Voy a tratar de explicarles de forma concisa algunos de los mensajes que se dieron y, por supuesto, aportar mi visión gamberra e irreverente de lo que vi. Avisar que es una interpretación libre, que seguro contiene errores, por lo que ya por anticipado pido disculpas. Absténganse de seguir los asesores financieros que se toman demasiado en serio a sí mismos.

logo-congress-sevilla

El orador estrella fue Pedro Solbes. Mal empezamos pensé y hay que reconocer que el Sr. Solbes no defrauda: fue una pesadez. Nos explicó las batallitas de la entrada de España en el euro.  Lo peor que se puede decir de Solbes es que a todo el mundo  le recuerda al Sr. Pizarro.

Pero  la justicia divina existe y el segundo orador fue sabiduría pura. Don Aristóbulo de Juan, el que fuera director del Banco de España en los ochenta nos dio una lección de banca. Para empezar la cita del título del post es suya. Don Aristóbulo nos explicó lo que a su juicio son las etapas de deterioro en la gestión bancaria. Algunas anotaciones:

Un banco con buena gestión tiene un nivel de capital adecuado, un buen equipo directivo y una política crediticia de calidad. Se puede pasar de una buena gestión a una situación más complicada o de “errores técnicos” cuando el banquero tiene un deseo de crecer por crecer o también por inadaptación al cambio. Si además esta situación de “errores técnicos” coincide con políticas monetarias expansivas la cosa empeora ya que “el exceso de liquidez es el opio del banquero”. En esta etapa hay concentración de riesgos, laxitud en el recobro; y a partir de aquí el banquero puede tomar dos opciones: o lo corrige asumiendo las  consecuencias o a falta de buena supervisión toma la opción de ganar tiempo. Si toma la segunda opción (que parece ser más habitual de lo que creemos) el banco entra en la “etapa cosmética” que es cuando el banquero invierte la cuenta de resultados: el dividendo pasa de estar abajo a estar arriba y a partir de ahí se “rediseña” la cuenta de resultados. Destacó también el ponente que el hecho de que el capital mínimo requerido se base en modelos creados por las propias entidades no favorece las labores de supervisión y que a través de las refinanciaciones, los peores créditos  de una entidad no están contabilizados como morosos. Otra forma  de uso creativo de la contabilidad es crear vehículos fuera del balance del banco, al cual se traspasan activos malos. El resultado es que dichos activos  ya no se reflejan en el balance por lo que ya no hay que asumir más dotaciones por ellos y el banco mantiene el gobierno de dicho vehículo donde se han aparcado esos activos no productivos. Es también habitual que en esta etapa el banquero se “haga la cama”, es decir, prepare ya su salida de la entidad y a partir de aquí ya se puede entrar incluso en acciones fraudulentas.

Responsable: el banquero y su equipo de gestión. Responsable subsidiario: el supervisor por su actitud tolerante y pasiva. Insistió en que toda supervisión basada en modelos elaborados por los propios bancos puede ocultar situaciones negativas para el banco, y que lo cuenta no son los apuntes contables, sino los flujos de caja autogenerados por la actividad bancaria

Acabó indicando que en las crisis bancarias siempre se dice que ha sido un problema de liquidez, cuando no es cierto: ha sido un problema de mala gestión que, finalmente ha devenido en un problema de liquidez. Grande Don Aristóbulo. Lo mejor del EFPA Congress sin ninguna duda.

Luego tuvimos una mesa redonda de “gestión activa vs gestión pasiva” que para mí era de lo más interesante del congreso. Por la parte de gestión activa la mesa estaba constituida por cuatro grandes gestoras: Carmignac, Fidelity, M&G y Pictet. Como representantes de la gestión pasiva: nadie. No hace falta que les explique las conclusiones a las que llegaron. Por supuesto ninguno mencionó el último informe de Morningstar que refleja que en los últimos diez años, solo 2 de las 49 categorías de fondos europeos ha batido a su índice de referencia…. Les dejo un link al respecto https://cincodias.elpais.com/cincodias/2018/10/03/mercados/1538576768_802268.html

La siguiente sesión fue de Fintech y la conclusión es que el fintech no para de crecer y que para cualquier necesidad financiera que se nos ocurra ya tenemos empresas finctech  que cubren ese espacio. Entre los ponentes estaba Keith Richards que es el CEO de la Personal Finance Society inglesa  y más allá de llamarse como el guitarrista de los Rolling es un señor que a pesar de hablar un perfectísimo BBC English  y hablar bastante despacito (le debieron avisar de lo del “inglés medio”) le pusieron detrás un señor con barba que hacía de traductor y que tradujo “sandbox” como “caja de arena” en una sesión de Fintech y se quedó tan ancho. La conclusión fue que el roboadvisor más que verse como un rival del asesor humano se ve como un complemento y una ayuda para perfeccionar los procesos de asesoramiento. “Robo for the advisors” que dijo el representante de Bankia.

Luego seguimos con nuestra querida Mifid II. Para mí la segunda mejor intervención en el congreso fue la de Gloria Hernandez de Finreg360 que ya me ganó el corazón cuando bautizó lo que está pasando como “Mifid en tiempos revueltos” haciendo mención a un culebrón de nombre parecido. A destacar  que pese a los pesares Mifid II es exigible desde enero 2018 y que para nuestra “alegría” es una norma cambiante y que va a seguir cambiando en el futuro, así que lo mejor es estar adaptados y al día. También supimos que Mifid II se está llevando por delante el modelo de las EAFIs (perdón EAF) y que las grandes van a acabar como gestoras de fondos. Ah, me olvidaba de algo importante, resulta que una entidad financiera tiene como cliente a Don Alberto que sabe mucho de la Mifid y a Doña Purita que la pobre no sabe de nada (esto no es una coña de las mías, se dijo en el estrado…).

Seguimos con inversiones alternativas. Poco que añadir, vino un jurista que ha escrito un libro sobre el bitcoin para decir que no le gusta el bitcoin, un señor que vino el Uruguay para hablar de invertir en obras de arte y un histórico del prívate equity para explicar cómo funciona su sector.

Tocaba pausa de comida, tuvimos una buena pitanza a mi modesto entender pero la organización tuvo un fallo: un buen Beronia crianza 2015 sin limitación. Como es de mala educación no aceptar las invitaciones, puedo dar fe que en la mesa que me tocó, el Beronia se movió con brío y todos los comensales; extraños  una hora antes, nos despedimos entre abrazos, prometiéndonos amistad eterna. Mala señal para la tarde que se avecinaba.

Angel EFPA Sevilla

La primera sesión de la tarde era de renta fija. Beronia más renta fija problemas al canto pensé. Pero no. De lo mejor del congreso. Como mesa de debate la mejor con diferencia. Buenos ponentes. Todos ellos. Pero a destacar al ponente de Allianz que se salió un poquito del guión y no fue tan “siempre optimista” como son en su totalidad los ventas de las gestoras. Nos dejó una gran idea que es que aunque solemos creer que las bolsas anticipan las crisis, lo que anticipan muy bien son las salidas de las crisis; pero que el gran anticipador de la entrada en nuevas crisis es la renta fija a través de los diferenciales…y pallá que vamos. Algún ponente recomendó invertir en bonos flotantes que van a recoger las variaciones de tipos al alza antes que otros productos de renta fija y otro ponente explicó que sus analistas ven oportunidades en el bono italiano hasta dos años ya que no prevén que en este plazo Italia vaya a salir del euro y que a los precios actuales es una buena oportunidad. Lo cierto es que se habló mucho de Italia y se explicó que a diferencia de España donde sólo el 30% de nuestra deuda la compramos los españoles, en Italia están en el 70% y que si bien Italia es un país con niveles históricos de deuda muy altos, tiene déficit primario positivo (impuestos – gastos corrientes sin incluir intereses deuda).

Quedaban dos sesiones más pero la huelga de taxis en Sevilla obligaba a coger el autocar que nos puso la organización y hasta aquí.

Para la organización un 10. Un detallazo la capacidad de respuesta al contratar autocares in situ  ante la huelga de taxistas y la puntualidad germánica en todas las sesiones y actividades. Como debe ser. 

Sugerencia a futuros ponentes: pónganse calcetines largos. Ver los pelos de las pantorrillas en las pantallas gigantes queda un tanto desagradable.

Buena inversión.

Disclaimer: este post NO es una recomendación de inversión. Invierta según su situación personal, experiencia, conocimientos financieros, aversión al riesgo y horizonte temporal. 

 RGPD: A través de este sitio web no se recaban datos de carácter personal de los usuarios,  ni se ceden a terceros.  Este blog no tiene carácter mercantil y no percibe ingresos de ninguna naturaleza, ni por cesión de datos, ni publicitarios, ni de ningún otro tipo.

 

Gestamp vs Cie: a cual mejor

Dos ideas de trading nuevas para su arsenal. Sigo en modo hispano y sin valorar blue chips de momento.

Tanto Gestamp como Cie son industrias cuya actividad se centra en la industria auxiliar de automoción. Gestamp es una empresa mayor con ventas de 8.329 millones en 2017 vs 3.724 los de Cie, pero por contra Cie es más eficiente generando retornos, con un EBIT sobre ventas del 10.31% vs 5.81% Gestamp y un beneficio neto recurrente del 6.92% sobre ventas vs 3.45 los de Gestamp (infor Yahoo finance).

Están cercanas por PER con 16.59x  Gestamp vs 18.10x CIE,  ambas capitalizan cerca de los 4.000 millones en bolsa y ofrecen una rentabilidad por dividendo del orden del 1.80/1.90%.

Ambas son buenas compañías por fundamentales, ambas apuntan buena gestión aunque en los últimos ejercicios Gestamp ha tirado algo más de la deuda que Cie pero para especulación a corto el apalancamiento no es un factor clave, ambas están en clara tendencia alcista ¿cuál me quedo? Y digo cuál porque aun hablando de trading piense que diversificar siempre es una buena decisión. Si abre un trade con una auxiliar del automóvil intente que el resto de operaciones abiertas sean con compañías de otros sectores. Si me va a decir que lo que le encanta es el sector y no sabe cuál escoger, entonces ya sabe mi opinión: opere con el ETF sectorial.

Son dos compañías que compiten en todo, apuesten que ambas van a pelear además por entrar en el Ibex y es muy posible que lo consigan, aunque Gestamp tiene el hándicap del bajo free float que penaliza mucho para codearse con los grandes de España. Por último, CIE tiene un caramelo que es su 50% aprox en  Dominion, que también cotiza y los analistas prevén su venta más pronto que tarde, con lo cual entrará un buen pellizco en la caja de Cie. Me dirá que la venta futura de Dominion ya está descontada en precio. Es posible, pero siendo medianas empresas no tienen la misma atención que las grandes y a mi juicio todavía hay espacio para sorpresas positivas con esto.

Para mí las dos son buenas opciones para abrir largos en operaciones de swing acorde a su estilo de trading. No apueste al giro bajista con estas compañías, muestran fuerza y hoy por hoy  si ofrecen alguna operativa es en el lado largo.

Importante, hoy va de trading pero si piensa en inversión largoplacista con estas compañías tiene que controlar lo que hacen los grandes fabricantes de automóviles: BMW, VW, Renault, Ford…nuestros protagonistas pueden estar tan bien gestionadas como quiera, pero si los grandes bajan producción,  problemas al canto para todo el sector auxiliar. Y dicho sea de paso: la lectura en diagonal de las cuentas de estas compañías invitan sin duda a hacer algo más que especular a corto, teniendo en cuenta, eso si; que son cíclicas y al ciclo le queda lo que le queda (que rajoniana me ha quedado esta última frase).

Gráficos diarios de barras en escala semilogarítmica con ajuste por dividendos.

La zona resaltada con un rectángulo son stops lógicos (al menos son “mis” stops lógicos). Si les parecen excesivos ajuste la posición, pero con stops ajustados va a quedarse fuera de juego. Piense que el ATR de 20 periodos de ambas compañías está por encima del 2% diario (2.14% CIE y 2.35% Gestamp) o sea, no juegue al “2% de Elder” porque con la volatilidad de esta compañías no tiene sentido. 

CIE:

cie

GESTAMP:

gestamp

Y haciendo honor al título del post: ligerísima ventaja para CIE, por su mayor capacidad de retorno y porque tiene la jugada de Dominion. Pero ambas son buenas y ambas pueden estar en el radar de cualquier trader (o inversor) que busque largos en el mercado español con buenos fundamentales además.

Buena inversión.

Disclaimer: este post NO es una recomendación de inversión. Invierta según su situación personal, experiencia, conocimientos financieros, aversión al riesgo y horizonte temporal